VIDEO2

  
  
Lunes, 01 Julio 2019 17:37

El Sporting Cabanillas se lleva a sus chavales hasta Asturias

64 jugadores de las categorías cadete, infantil y alevín, junto a 8 monitores del club, pasaron 5 días en el Principado, disputando la "Sella Cup"

 

 

Un total de 64 jugadores de distintos equipos de base del Sporting Cabanillas, junto a ocho de sus monitores, han pasado unos días en Asturias, aprovechando su viaje para participar en el torneo "Sella Cup", que se disputa en las localidades de Cangas de Onís, Ribadesella, Arriondas e Infiesto. En el torneo participaron 4 equipos cabanilleros: cadetes, infantiles 2005, infantiles 2006 y alevines.

 

El viaje comenzó el pasado 26 de junio, con el objetivo de participar en el torneo, explorar la zona y disfrutar del ambiente. Antes de llegar a destino hubo una primera parada en Gijón, para realizar una visita guiada a las instalaciones del "templo" del fútbol español, su estadio más antiguo: “El Molinón”, sede del Sporting de Gijón. En el tour los chicos de Cabanillas fueron capaces de sentirse como sus ídolos en la sala de prensa, zona mixta, vestuarios, museo del club, palco presidencial… ¡incluso jugando en el césped del estadio!

 

En cuanto al torneo, los cuatro equipos realizaron un magnífico campeonato, clasificándose todos ellos para la segunda fase tras su buen juego en la fase de grupos. Se midieron a rivales de la talla del Portugalete, Gernika o el Unión Madrid, quienes participaban en el torneo junto al Real Oviedo y el Burgos. Los cadetes, infantiles (2005 y 2006) y alevines llegaron hasta cuartos de final, y solo la mala fortuna y el acierto de los rivales les privaron de disputar las semis. Sin duda, un gran papel del Cabanillas.

La expedición estuvo alojada en el Hotel Capitán de Cangas de Onís, un lugar con vistas al río, donde los jugadores no dudaron en darse algún chapuzón en su tiempo libre.

 

También hay que destacar el gran ambiente de club: "Nuestros jugadores eran los únicos del torneo en ir a animar a sus compañeros; los alevines animaban a cadetes; los cadetes a los infantiles; y sí. Y también los padres jugaron un papel primordial con su animación y motivación", explican desde el club.

 

Entre partidos, debido al buen tiempo durante el torneo, los jugadores realizaron gran variedad de actividades: desde visitas culturales por Cangas de Onís hasta baños en el río Sella, o paseos por la ribera.

 

Además, el día 29 organizaron un torneo de fútbol playa entre los cuatro equipos de Cabanillas y un equipo de monitores, que jugaron en la playa de Ribadesella, en una tarde de verano muy entretenida.

 

La guinda del viaje fue el día 30 de junio, antes del regreso a Cabanillas, cuando los chicos pudieron realizar el famoso “Descenso del Sella” en piraguas y canoas, durante más de siete kilómetros río abajo entre paisajes espectaculares y montañas. De esta forma se puso fin a un viaje de 5 días en los que el buen ambiente y la cooperación fueron la seña de identidad de un club familiar como el Sporting Cabanillas.

Leer 474 veces

¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso.

Acepto

botonesESCUELAS

botonesADULTOS